Blogia
un día cualquiera

Domingo de Ramos... en un burrito

Domingo de Ramos... en un burrito Vota para los premios a las mejores bitácoras de 2004
Como ya venía diciendo durante toda la semana: Hoy hice de Jesucristo en una representación viviente de La Pasión, en la que a mi me tocó hacer del Cristo cuando entraba a Jerusalem. Fue una escena muy simpática, sobre todo porque las mujeres se emocionaban al ver el parecido razonable existente, mientras cantaban:
¡Qué alegría cuando me dijeron!
Vamos a la casa del Señor.
Ya están pisando nuestros pies,
tus umbrales jerusalen.
La nota de humor la puso el burrito, que anteriormente (antes de dedicarse al mundo del espectátulo) era utilizado para carreras, por lo que al subirme empezó a correr. El apóstol que lo llevaba tuvo que agarrarlo con fuerza para que no se escapara. La escena era cómica ya que yo en el burro disfrazado, los niños corriendo y otros apóstoles que venían para ayudar a frenar a la bestia.
Al final todo salió perfecto, el burro se acostumbró a llevarme y no hubo ningún percance más.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres